___



El cine es ensueño, es música. No hay forma de arte que vaya más allá de la conciencia ordinaria como lo hace el cine, directamente a nuestras emociones, al penumbroso recinto del alma.

Ingmar Bergman.

Bienvenid@

Bienvenid@
Este blog no es de crítica especializada ni académica; solamente de comentarios «al dente» de un espectador común.

Advertencia

Algunos comentarios hacen referencia a momentos claves del argumento o al desenlace de este (spoilers).

18 abril 2011

Titanic – James Cameron (1997)



El precio de la arrogancia humana


El versátil y exitoso director canadiense James Cameron, realizador de famosas películas como Terminator I y II, Avatar, Mentiras verdaderas, El secreto del abismo, entre otras, es el responsable de este monumental film, cuyo aspecto formal es impecable: excelentes vestuarios, decorados, dirección artística, edición, fotografía, banda sonora, efectos especiales, amén de unas legendarias interpretaciones tanto de Leonardo Di Caprio como de la hermosa Kate Winslet. Una narración a medio camino entre la especulación y los hechos reales relativos al naufragio del célebre trasatlántico Titanic, ocurrido el 14 de abril de 1914, transcurre paralela a la historia de amor entre dos jóvenes de distintas clases sociales. La historia de amor es abruptamente interrumpida, al igual que el futuro de la nave, por el desafortunado hundimiento de ésta. Hundimiento que es consecuencia de múltiples factores y que nos muestra, una vez más, que no podemos hacer nada contra la naturaleza, y que nuestra torpeza puede llegar a ser catastrófica y, cuando se suma la arrogancia, irónica.

Muchas son las escenas de antología en esta cinta, y entre ellas recordamos las eróticas escenas en la que Jack (Di Caprio) pinta a una Rose (Winslet) en pose de Maja, y la que ocurre en la bodega del barco, dentro del automóvil, en la que la pareja se entrega, de manera delirante, al acto del amor carnal respaldado por el amor espiritual. Lo máximo. Escenas estas en las que el distingo social se ve desvanecido por el sentimiento del amor. Los jóvenes, probablemente, hubiesen continuado su romance toda vez que llegaran a Nueva York, pero el destino decidió algo distinto por ellos.





Una escena que llama a reflexión es aquella en donde la tripulación del barco le niega la posibilidad de subir a la cubierta a todos los pasajeros de las clases inferiores. Es indignante ver como un mandato se convierte en una aberración que ocasiona la muerte de inocentes. Si ocurrió o no es irrelevante: sabemos que pudo haber ocurrido, y que han ocurrido cosas peores en lo que concierne a las diferencias sociales. Estoy curioso por conocer qué hubiese pensado Immanuel Kant al respecto. Pero ello no es posible saberlo, solo especularlo.

En cuanto al aspecto técnico referente al hundimiento en sí, así como a los detallados escenarios, Cameron sorprendió con la exactitud de rigor de un cineasta de alto calibre, y haciendo de esta versión del hundimiento del Titanic la mejor película que sobre este tema se haya rodado, y una de las 3 más premiadas películas en el certamen del Óscar, conquistando 11 premios (al igual que El Señor de los Anillos: el retorno del Rey y Ben-Hur) y la más nominada en la historia del Óscar: en 14 categorías. James Cameron, de esta forma, ingresa en el Hall de la fama de los grandes directores.

Desde el punto de vista de una propuesta filosófica, nos ofrece lo ya comentado en relación a la diferencia de clases y a la arrogancia humana que, en muchas ocasiones, raya con la que tendría -justificadamente- una divinidad. Constituye una magnífica película, todo un gran espectáculo que gusta a todo público y cuya diégesis es grandiosa. Es una gran película que no cansa volverla a ver varias veces.

PS: Meses después de este post, parece injusto decir que no tiene más nada de lo que se dijo en el post. La titánica tarea de hacer esta película, los preparativos de investigación en relación a los restos del Titanic que llevó a cabo Cameron, son más que loables. En su reciente programa (por History Channel) conmemorativo de los 100 años del naufragio, se comentó los intríngulis de dicha investigación. La película ofrece un homenaje a aquellos que murieron en tan desafortunado accidente, y las investigaciones de Cameron por entender las razones que llevaron al fondo del mar al trasatlántico inhundible. Es un homenaje que da cuenta de las personajes involucradas y de un misterio que aún permanece vivo. Como se diría en el argot coloquial, es "un peliculón".

___________________
Nota: Este artículo ha sido reescrito el 12/04/12.


Publicar un comentario

Proyecto El chico

En 2007 realizamos un proyecto en ambiente Web 2.0: traducir la película -en dominio público- El Chico, de Charlie Chaplin (1921), a diversas lenguas. Inicialmente en Google Video se tradujo a 26 lenguas, 4 de ellas por humanos: 3 por colaboradores de Portugal, Francia e Italia, y el autor de este blog. Las demás lenguas se tradujeron vía traductores online, mayormente a través de Translate Google. Actualmente la película está en YouTube, con intertítulos en 12 lenguas. Más información sobre este proyecto en este enlace. Ver la película en YouTube.

Directores de películas comentadas

Agustín Crespi Akira Kurosawa Alain Resnais Alejandro Amenábar Alejandro González Iñárritu Alfonso Cuarón Alfred Hitchcock Andréi Tarkovski Andrew Stanton Andrzej Wajda Andy Wachowski Anibal Massaini Neto Ari Folman Arturo Ripstein Bernardo Bertolucci Carl Theodor Dreyer Carlos García Agraz Carlos Oteyza Carlos Saura Charlie Chaplin Chris Marker Christopher Nolan Clint Eastwood Costa-Gavras Danny Boyle Darren Aronofsky David S. Ward David Wark Griffith Delbert Mann Diego Rísquez Diego Velasco Dziga Vértov Elia K. Schneider Elia Kazan Emilio Fernández Federico Fellini Fei Mu Fernando de Fuentes Fernando Meirelles Fina Torres Francis Ford Coppola Franco Rubartelli Franco Zeffirelli François Truffaut Frank Darabont Frank Marshall Friedrich W. Murnau Fritz Lang Gabriele Salvatores Gene Roddenberry George Lucas George Miller Giancarlo Carrer Giovanni Veronese Glauber Rocha Guillermo del Toro Haik Gazarian Hector Babenco Hermanos Coen Hermanos Wachowski Ingmar Bergman Jacobo Penzo James Cameron James McTeigue Jean Vigo Jean-Pierre Jeunet John Madden Jonathan Demme Jorge Sanjinés José R. Nóvoa Juan Bustillo Oro Juan José Campanella Julie Taymor Kathryn Bigelow Kátia Lund Ken Russell Kyle Ruddick Lana Wachowski Lasse Hallström Leni Riefenstahl Leonard Zelig Leonardo Favio Liv Ullmann Loveleen Tandan Luchino Visconti Luis Alberto Lamata Luis Buñuel Luis García Berlanga Luis Puenzo Marcel Camus Marcel Rasquin Margot Benacerraf Mark Herman Martin Scorsese Mauricio Walerstein Michael Cacoyannis Michael Cimino Michael Curtiz Michael Moore Michel Hazanavicius Michelangelo Antonioni Miguel Ferrari Miguel Littín Mike Nichols Nanni Moretti Neill Blomkamp Norman Jewison Olegario Barrera Oliver Stone Orson Welles Pablo Larraín Paul Thomas Anderson Pedro Almodóvar Penny Marshall Peter Joseph Peter Weir Pier Paolo Pasolini Quentin Tarantino Richard Attenborough Richard Linklater Ridley Scott Rob Marshall Rob Reiner Robert Altman Robert Benton Robert Zemeckis Roberto Benigni Rod Serling Román Chalbaud Román Polanski Ron Fricke Ryan Pérez Sam Mendes Satyajit Ray Serguéi M. Eisenstein Sidney Lumet Stanley Kubrick Steven Soderbergh Steven Spielberg Stuart Hagmann Sydney Pollack Terrence Malick Terry George Terry Gilliam Terry Jones Tim Burton Tom Hooper Tom Tykwer Tomás Gutiérrez Alea Trisha Ziff Víctor Erice Vittorio De Sica Volker Schlöndorff Walter Salles Warren Beatty Werner Herzog William Wyler Wim Wenders Woody Allen Yann Arthus-Bertrand Yasujirō Ozu Yuan Muzhi Zhang Yimou

Las 10 + proyectadas